La estimulación temprana se basa en la repetición, del mismo modo en que todos aprendemos a decir mamá o papá, repitiendo lo que nos dicen una y otra vez, podemos aprender a leer, caminar e incluso desarrollar aspectos sensoriales y sociales.

Cada niño es único y diferente, y los padres lo deben tener muy en cuenta a la hora de estimularle. El bebé deberá vivir libremente esta experiencia y no como una obligación. Por eso, hoy te presentamos 5 tips para estimular a tu bebé.

1.Respetar el tiempo de respuesta

Debes tener claro que la estimulación temprana ocupa mucha dedicación al día, ya que muchos padres opinan que es muy efectiva y provechosa, por lo menos en lo que se refiere al tiempo que comparten con sus hijos.

Por eso, al momento de estar con tu hijo debes tener en cuenta el tiempo, nunca pasarte más de lo debido, elige un momento tranquilo para jugar con él y evita jugar con tu peque cuando notes que él está cansado y sobrecargarlo de tareas y de estímulos.

2.Enséñale libros

Aunque es un bebé una de las cosas que más da resultados es enseñarle libros, no para que los lea, sino para que los sienta, huela y se vaya familiarizando con ellos. Ya que hay libros de tela, de plástico, con olores agradables y distintas texturas que harán sentir cómodo a tu peque.

Así que ya sabes compra libros para tu bebé y deja que empiece a desarrollar sus sentidos de la mejor manera.

3.En la mesa

El principal alimento de los bebés en el primer semestre de vida es la leche materna. Pero a partir de los 5 o 6 meses comienzan a probar otros alimentos para acostumbrarse a nuevos sabores.

Aquí permite que tu peque toque la comida con las manos y se la lleve a la boca, que experimente y se divierta con sus alimentos, ya que la comida es un “juguete” maravilloso que puedes compartir con tu hijo y veras que comer se volverá muy divertido para los dos.

4.Aprendiendo en la cuna

Los primeros meses de vida los bebés pasan mucho tiempo durmiendo en la cuna, inclusive durante muchas horas, pero poco a poco van aumentando su tiempo de desvelo. En ese tiempo que empiezan a ser más activos en la cuna, puedes proporcionarles los siguientes juguetes:

  • Móviles de cuna que además de que los entretienen, les proporcionan estímulos visuales y auditivos.

  • Muñecos blanditos y peluches que ayudar a estimular su sentido del tacto.

 

  • Gimnasios de cuna que emiten sonidos cuando el bebé le da pataditas y les ayudan a empezar a descubrir las relaciones de causa-efecto.

 

Cámbiale los juguetes de cuna de vez en cuando, para que siga descubriendo nuevos estímulos. Hasta los tres o cuatro meses, los niños no son capaces de fijarse en los objetos, pero sí perciben el movimiento, las formas y los colores.

5.Paseos más seguidos

Una de las mejores formas de estimular a tu bebé para que vaya adaptándose, conociendo el entorno y todo lo que le rodea es sacarlo a pasear, ya sea a la ciudad, al parque o hasta a la playa.

Si es posible deja que tu bebé experimente con el ambiente, que sienta la arena, las plantitas o las hojas e incluso deja que disfrute de esos columpios habituales en los parques adaptados para bebés.

¿Qué te parecieron estos interesantes tips? Escribe tu respuesta en un comentario.

¡Nos vemos en el próximo post!

Equipo LionKids

Share on FacebookShare on Google+Digg thisShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterPrint this page

No Comments

Be the first to start a conversation

Leave a Reply

  • (will not be published)